Primer paso en falso

Defensa perdió como local la primera final de la Recopa Sudamericana en Florencio Varela frente a Palmeiras de Brasil. Si bien no fue superado en juego ni en tenencia de la pelota por su rival volvió a cometer errores defensivos que le costaron muy caro. A pesar del resultado hay optimismo de poder revertir la final.

Día a día Defensa crece. En muy pocos años ha logrado obtenciones significativas. Sin dudas la más importante es la Copa Sudamericana. Justamente la obtención de ese título le permitió jugar esta final, nada más y nada menos que con el campeón de la Copa Libertadores Palmeiras. Y se jugó en Varela, en la casa del Halcón, en la ciudad de muchos trabajadores que la pelean siempre para poder progresar. Un pueblo que sabe poco de alegrías y es por eso que esta final en nuestra localidad era y es importantísima.

En lo que respecta al partido propiamente dicho tenemos que decir que fue bastante parejo a nivel general. Apenas arrancado el encuentro Romero luego de un pase de Pizzini tuvo una situación clarísima para abrir el marcador, pero el arquero Weverton impidió que esto sucediera. Defensa salió a jugar el partido como era de esperar, yendo a buscar el gol de entrada para luego poder manejar de mejor manera los tiempos. Pero todo esto duró poco dado a un nuevo error en la salida y en la defensa del “Halcón”.

Bou quiso tirar un cambio de frente que interceptó Willian, ni Frías ni Loaisa llegaron a cruzarlo en una mala cobertura, el extremo de Palmeiras tocó al balón para Roni que se sacó de encima con facilidad a Meza (que tuvo un partido para el olvido) y ante la salía tardía de Unsaín puso el uno a cero para el visitante. Ahí el campeón de la Libertadores se paró corto y en bloque para salir de contra. Por el lado de Defensa no se generaron situaciones claras como para poder empatar. Rescatamos un tiro libre de Benítez que dio rebote el arquero y nadie anticipó. Un remate desde fuera de Bou que pasó lejos. Nada más. Mucha tenencia de pelota pero nulas situaciones claras.

El segundo tiempo empezó con una situación de Palmeiras. López desde la derecha sacó un remate cruzado al palo derecho de Unsaín que pasó cerca. Defensa respondió con un centro demasiado fuerte de Enzo Fernández que no pudieron empujar ni Bou ni Romero. Se hacía de ida y vuelta con un equipo intentando empatar y el otro liquidarlo de contra. Otra vez lo tuvo el visitante Con Veiga que llegó solo luego de otra mala cobertura de Meza y por suerte no le pegó bien. Ahora le tocaba a Defensa que utilizando la fórmula que más resultado le dio en la Sudamericana: pase de Bou y gol de Romero. Un verdadero golazo por la jugada y por la definición. Y tuvo otra Romero que de no ser por un malo control podría haber sido el segundo. Y el Halcón se lo veía bien en juego y en actitud, pero la presión decayó.

Empezó a cometer muchas faltas y lo peor de eso era que estaban cerca del área. El ingresado Escarpa avisaba con un tiro libre que Unsaín pudo sacar de la ratonera de su palo derecho. Pero el arquero en la segunda no pudo. El mismo Escarpa puso el zurdazo en el ángulo izquierdo del arquero del “halcón” que ¿nada puso hacer? Para evitar el dos a uno.

Había que ir a buscarlo, pero Defensa no tenía muchas ideas. Una jugada personal de Romero acercó. Hasta que llegó la polémica de la noche con el Gol de Bou que fue anulado siendo que estaba claramente habilitado ya que Romero no había participado de la jugada. La bronca contra el Var que no intervino y la pasividad del árbitro colombiano. La noche se apagaba y por esas cosas del destino iba a ser derrota. Se dio un paso en falso pro hay una semana para volver a torcer el rumbo. Veremos si ese paso en falso solo es un tropezón o es una caída definitiva.

Por: Daniel Aranda

PH: Marcelo Peralta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.