VARELAZO!

Defensa y justicia le ganó 1-0 a Bahía de Brasil en el encuentro de vuelta de los Cuartos de Final jugado en Florencio Varela y por primera vez en su historia va a jugar semifinales de un torneo continental. En esta oportunidad la Copa Conmebol Sudamericana. Sufrió bastante en el primer tiempo, pero en el segundo definió la serie con un tanto de su goleador Romero.

Varela estaba paralizado. Era el momento, era el día. Defensa tenía la chance de definir la fase de local y con una ventaja considerable frente al equipo brasileño. Todo estaba dado para que acceda a las semifinales de la Sudamericana. Pero como dice la frase futbolera: “Los partidos hay que jugarlos” y “hasta que el árbitro no pite el final” no está nada terminado.

Y vaya que había que jugarlo, y… sufrirlo. Muchos dirán “si no sufrimos no somos defensa”. Fue un primer tiempo durísimo. Bahía se plantó muy bien en esa primera mitad. Si bien el Halcón había arrancado bastante adelantado, poco a poco el equipo brasileño fue imponiendo su juego.

Los laterales de Bahía Da Rocha Junior y Nino pasaban contantemente por sus sectores tratando de presionar por amos costados. Ronaldo y Gregore le coparon la mitad de la cancha a Acevedo y Larralde (quien fue amonestado). Cerca del área tanto Elber y Rocicley se movían peligrosamente, sumado a la potencia de su centro atacante Gilberto. Justamente entre estos tres tuvieron una clarísima que primero pegó en el travesaño, después le pegó en el pecho a Brítez y finalmente terminó sacando la pelota en la línea, en un providencial pechazo Adonis Frías. Fue un primer tiempo muy difícil de aguantar para el local porque Bahía dada su obligación en el resultado se jugaba a todo por el todo y Defensa no lograba imponer su juego. Es más, varios jugadores de los dirigidos por Hernán Crespo resultaron amonestados. Pero por suerte el “Halcón” no recibió ningún gol y quedaban 45 minutos más para concretar otro paso más.

El segundo tiempo arrancó casi igual que el primero. Pero con la diferencia que Bahía ya había gastado bastante su físico en la primera mitad y no podía sostener a misma presión. Y fue allí donde Defensa se acomodó mejor. No sufrían tanto los del medio, Braian Romero participaba más del juego, los laterales podían adelantarse un poco más en el campo y, por sobre todas las cosas se defendía, pero ahora con la tenencia de la pelota.

Pero hubo un punto de inflexión: El ingreso de Bou. Pero antes tenemos que hablar de las expulsiones de Rocicley en el visitante y la de Acevedo en el local. El primero haciendo un gesto obsceno hacia el lado de la platea y el otro infantilmente haciendo una falta innecesaria lejos del arco de Unsaín. No se aprovechó la ventaja numérica casi nada, Hubo pocos de diferencia entre la expulsión de uno y otro jugador.

Pero habíamos nombrado a Bou. Él hizo una gran jugada y metió un pase impecable para el goleador Braian Romero que con una gran categoría cruzó el derechazo y marcó el primero y único gol del partido y, obviamente, la clasificación y el pase a las semifinales de la Copa Sudamericana. Lo que pasó después estuvo de más. Todos esperábamos que Aquino pitara el final para festejar. Y así fue.

Por primera vez en su historia Defensa jugará la semifinal de un torneo continental. Ya tiene rival: Coquimbo de Chile. Y el sueño de una final se hace cada vez más posible.

Varela festeja, su gente festeja. Pero si hay algo que tenemos claro es que lo de ayer  fue un verdadero VARELAZO.

Por: Daniel Aranda

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.