Se le escapó en el final

Defensa jugó un buen partido frente al conjunto brasileño de Santos. Ganaba uno a cero sin pasar grandes sobresaltos. Estuvo para el segundo, pero dos errores defensivos lo dejaron afuera de la siguiente fase de la libertadores.

No cabe duda que el partido que Defensa y Justicia debía jugar frente a Santos de Brasil era uno de los más importantes de la Historia reciente. Dependía de si mismo en caso de ganar de acceder a la siguiente fase de la copa libertadores de América y las esperanzas estaban intactas.

Obviamente que no iba a ser nada sencillo luego de la derrota del Halcón frente a Delfín. Una porque había dejado una pálida imagen frente a los Ecuatorianos y otra porque Santos era local y puntero del grupo.

El inicio del partido fue ampliamente favorable para los dirigidos por Cuca. Tuvieron la iniciativa, la pelota y las situaciones. La manija de todo esto era el pequeño pero gran jugador Soteldo que hacía correr a los volantes centrales de un lado hacia el otro dejando espacios considerables.

Tal fue la superioridad del equipo local que casi todas las situaciones en ese primer tiempo fueron para el local. A los tres minutos la tuvo Caio Jorge. Lo mismo que a los 11 y a los 27. Una de las cuales casi fue gol por un error y regalo en la salida de Defensa que en muchas oportunidades insiste en salir jugando, aún cuando pareciera que lo se puede. Si no fuera por un cruce providencial de Martinez se hubiera ido abajo en esa primera mitad.
Los Varelenses tuvieron alguna con Romero clara pero no mucho más . Más allá de eso se fueron al vestuario en igualdad de condiciones y con la esperanza intacta.

La segunda mitad fue totalmente diferente. Crespo acomodó la mitad de la cancha y se vio una cara distinta y mejorada del Halcón . Hicieron pie Benitez y Fernandez, este último más atrasado junto a los centrales. Agarraron más la pelota Pizzini (quien fue reemplazado increíblemente) y Hachen. Le llegó más el balón a Romero quien, luego de una gran jugada colectiva Rius y Pizzini hizo un verdadero golazo. Uno a cero y defensa estaba clasificado. Sumado que desde Paraguay llegaban noticias de que Olimpia y Delfín empataban.

Todo pintaba bien para los de Varela. Hasta tuvieron la posibilidad de ampliar el marcador desde los pies de Isnaldo quien increíblemente se comió un gol cuando le había quedado para su pierna hábil. Pero en pocos minutos todo iba a cambiar.

Justamente Isnaldo quedó mal parado en el retroceso por el sector izquierdo y el volante derecho jugó mano a mano con los centrales y luego de varios remates retenidos por Unsain lograron empatar a través de Braga. Se complicaba la clasificación pero como había nuevamente novedades desde Paraguay aún defensa seguía clasificado. Había que aguantar unos minutos y el pase a la otra b ronda era un hecho.

Pero esto es fútbol. Y este juego dura 90 minutos y más. Y a veces para lograr un resultado o un objetivo hay que dejar de lado por un momento los ideales. Pero Crespo no lo hizo. Ya estando clasificado Defensa quedó con los jugadores adelantados y en posición de ataque. Los Marcadores centrales en línea y en retroceso luego de un pelotazo. Quedaron todos mal parado en el minuto 91. Y ese tipo de errores frente a un equipo brasilero se paga caro. Quedaron dos jugadores en posición de gol frente a Unsain y Santos Almeida al minuto del descuento marcó el segundo para Santos.
Desconcertado Defensa en lo poco que quedaba fue en busca de la hazaña pero no le alcanzó.

Se pecó por ingenuo. Algunos dirían que hay que morir siempre con la misma. Pero este partido en la sensación de muchos hinchas del Halcón justamente pasa por el hecho de que a veces hay que, aunque sea por un momento, dejar los ideas tácticas de lado y ser más pragmáticos.
Defensa tuvo todo para clasificar ya que aún empatando lo hacía pero como dice el dicho popular el partido se escapo.

Por: Daniel Aranda

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.